Rufus Wainwright, una estrella en La Habana

0
3913
Rufus Wainwright / Foto: Rolling Stone

Rufus Wainwright tiene 44 años y ha pasado por casi todo.  El cantante y compositor estadounidense ha vivido con rigor los ambientes que rodean casi siempre a un músico en su ascenso a la cima del pop. Conoció al límite el fragor de las noches, las fiestas, los excesos, el amor sin tabúes, el placer que nace de romper los estereotipos, la lucha por imponerse a lo políticamente correcto, y la necesidad de moverse por los estilos musicales que sostienen su centro espiritual y creativo.

Rufus es un músico que desde hace años descubrió el éxito y las luces de la fama. Es, bien dicho, una estrella de la música, pero no una estrella al uso, sino un artista que ha logrado imponerse en ese difícil mundo del espectáculo siguiendo sus propias leyes.

Su trayectoria ha ido en acenso desde que publicó su primer álbum en 1998.

Quizás algunos en Cuba lo conocieron por su aparición en la banda sonora del musical Across The Universe, esa cinta que retrata desde una mirada muy entrañable el universo hippie, las utopías de los 60, la contracultura y el ímpetu iconoclasta de esa generación. Rufus ha participado además en cintas como Brokeback Mountain y Mouling Rouge.

Hace un año tuve la oportunidad de conocerlo luego de un concierto en la Fábrica de Arte Cubano. En aquella breve conversación, sostenida mientras Rufus trasegaba un poco de alcohol para aliviar el cansancio, me aseguró que volvería a Cuba para ofrecer un gran concierto y conocer más de la música cubana.

Rufus ya regresó para un concierto este domingo 24 de septiembre en el Gran Teatro de La Habana, Alicia Alonso. “Cuba es un hermoso lugar interesante e inspirador. Pero la  gente fue lo que  más me llamó la atención sobre Cuba.  Son tan vivos e interesantes”, dice vía telefónica.

El músico, hijo de las leyendas del folk canadiense, Kate McGarrigle y Loudon Wainwright III,  cree que su regreso le permitirá “explorar la posibilidad” de grabar un disco con artistas locales  y “aprender más sobre la música cubana”.

El cantante neoyorkino, con varios premios Grammys,  es un amigo cercano de la familia de Leonard Cohen y un admirador confeso de la obra del cantante canadiense, uno de los símbolos de la música de los últimos dos siglos, fallecido a los 82 años en el 2016.

Le pregunto a Rufus si ha pensado en un homenaje a Cohen.
—Leonard es cercano y querido a mi corazón. Él era una inspiración y una persona y un músico asombrosos. Su influencia es bastante evidente en mi música y una gran parte de mi música es un homenaje a él, especialmente Hallelujah.

Hallelujah es un tema fundamental en el repertorio de Cohen y ha sido versionado por artistas de casi todas las partes del mundo.

Rufus ha incursionado en el pop, la canción francesa, el rock, el folk y la ópera, una de sus obsesiones. Su concierto en Cuba lo nombró Wainwright Libre: Rufus en La Habana.

Rufus Wainwright / Foto: Cortesía del autor

HAGA UN COMENTARIO

Por favor entre su comentario!
Por favor entre su nombre